Diseño

Bitácora del Buen Diseño: ¡Diseñadores vs Ingenieros!

Jueves 7 de Diciembre de 2017 Publicado por Eduardo Guagnelli

Polémico, ¿no? Han sido muchas las ocasiones en las que he escuchado debates, bastante extensos, sobre qué es mejor, si Diseño o Ingeniería. Ya sea en universidades, eventos sociales o profesionales, los partidarios de uno u otro bando encuentran oportunidad para defender su profesión.

Decidir un ganador con base en la única premisa de “cuál es mejor” sería insuficiente y subjetivo, así que utilizaremos los 3 niveles de la forma de Luis Rodríguez Morales, autor del libro “Diseño: Estrategia y Práctica” (puedes leer más sobre esto en mi entrada de Blog “¿Qué es Diseño?”).

¡Acompáñame a descubrir quién ganará en esta pelea de 3 rounds!

Round 1: Estética

Un significado simple de la estética es que se refiere a la belleza de un sistema, y que puede ser juzgada según las experiencias y cultura de quien la percibe. Pero es más complejo que ello. La estética tiene un compromiso directo con el sentido de pertenencia e identificación del usuario con su entorno y los objetos que utiliza. La selección de colores, materiales, texturas y hasta movimientos es relevante en el proceso de diseño y concepción de alternativas bajo un enfoque estético.

Una de las grandes acusaciones del Diseño hacia la Ingeniería es la poca atención a los requerimientos estéticos, ya que al parecer son intrascendentes para esa disciplina. Aunque la ingeniería puede lograr la función indicativa o affordances por el uso de distintos materiales, esto se basa en las propiedades mecánicas de los mismos y no por mejorar la usabilidad de manera deliberada.

El (buen) diseño está obligado a identificar los elementos cualitativos que identifican al usuario con el entorno y sus objetos. Es una acción intrínseca de su metodología y evaluación. No deja al aire la selección y ubicación de elementos para lograr intuitividad, atractivo y un mensaje subjetivo pero claro. Por esto, el Round 1 es para… ¡Los diseñadores!

Round 2: Tecnología

La selección de materiales, procesos y métodos de transformación tiene un gran impacto en el costo del producto, su distribución y función, por lo que la tecnología a emplear no es algo que se deba tomar a la ligera.

El diseño cuenta con una gran variedad de métodos que le permiten analizar el uso de una u otra tecnología para la realización del producto. Sin embargo, el conocimiento básico sobre la física que gobierna el comportamiento de esos materiales al pasar por uno u otro proceso, o al ser utilizado de una u otra manera, obliga al diseñador a consultar a otros especialistas, entre los que se encuentran… sí, los ingenieros. Su dominio sobre la electrónica, mecánica, control y otras áreas relacionadas a las ciencias exactas les da la victoria, por lejos. El Round 2 es para… ¡Los ingenieros!

Round 3: Función

Considerar las expectativas del usuario, convertir el uso de un objeto en experiencias memorables y solucionar problemas simples o complejos con eficiencia y eficacia a través de imágenes, objetos, interfaces o espacios, son algunas de las cualidades del diseñador que otorgan a los productos una funcionalidad “holística” y no meramente elemental.

Aplicar conocimiento científico al desarrollo de sistemas complejos que modifican nuestro entorno para beneficio del ser humano es una tarea que los ingenieros en sus distintas áreas de expertise realizan de manera sistemática para solucionar problemas a escalas diminutas o industriales.

Como ven, la función que cumple cada una de las disciplinas está tan distante como relacionada una con la otra, según el problema a resolver. Cada una con sus métodos, con sus estrategias y lenguaje contribuye a la creación de soluciones humanas, dejando en claro que el Round 3 es un empate.

Conclusión

No podemos juzgar dos profesiones que cuentan con el mismo propósito, pero diferentes estrategias para lograrlo, bajo las mismas reglas. El diseñador debe aprender más del ingeniero a ser científico. El ingeniero debe aprender más del diseñador a ser inclusivo. Por supuesto, este texto es un acercamiento superficial a lo que el Diseño y la Ingeniería son, pero el punto es demostrar la necesidad de trabajar en interdisciplinariedad.

Esta es mi opinión como diseñador de productos, ergónomo y ahora estudiante de doctorado en ingeniería, habiendo probado ambos caminos. Pero, me interesa conocer tu opinión, ¿quién crees tú que sería el ganador en esta pelea de 3 Rounds?

Ojalá y este debate, sí tenga límite de tiempo.

 

Comparte este artículo:

Publicidad

Reciente

Tienes algo que decir de: "Bitácora del Buen Diseño: ¡Diseñadores vs Ingenieros!"

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Sé el primero en comentar.