Arquitectura

Naoshima y el mar Seto: arquitectura, arte y naturaleza en Japón Parte 3

Lunes 14 de Noviembre de 2011 Publicado por Equipo Editorial

Mi recorrido por el mar Seto culminó con las islas de Inujima y Teshima, que siguen el modelo de Naoshima de utilizar lo mejor de la arquitectura contemporánea japonesa para integrar arte y medio ambiente como forma de revitalización para la zona. Inujima es la más pequeña (y más lejana del puerto donde me hospede) de estas 3 islas que forman parte del Benesse Naoshima Fukutake Art Museum Foundation encabezada por Soishiro Fukutake. A principios del siglo pasado, Inujima contaba con una importante acerera que empleaba a más de 3,000 habitantes, hoy en día solo 55 personas viven en la isla.

Los restos de esta fundidora fueron convertidos en Seirensho, un museo que exhibe obras del artista Ykinori Yanagi diseñado por el arquitecto Hiroshi Sambuichi. Utilizando materiales locales como granito junto con desechos, Sambuichi logró reutilizarlos y convertirlos en elementos de su diseño que se enfría y caliente por si mismo, usa energía solar, controla la circulación del agua e integra la vegetación en sus espacios.

El arte de Yukinori Yanagi toca temas delicados de la política e historia contemporánea de Japón en instalaciones y esculturas impresionantes.

Seirensho tiene un recorrido trazado por los restos de la fabrica la cual ha sido reclamada por la naturaleza. Este tipo de arquitectura que interviene espacios industriales siempre me ha fascinado (por algo Parque Fundidora es mi espacio favorito en Monterrey).

Inujima también tiene “Art Houses”, pero aquí son nuevas construcciones a cargo de Kazuyo Sejima de SANAA ( vean aquí el post acerca de su conferencia a la que fui). Actualmente hay 3 casas y un kiosko que de ceirta forma utilizan una tipología similar a las casa de la isla, pero utiliza otros materiales como vidrio y metal para darles un look contemporáneo. Cada una de sus casas tiene una obra de arte diferente y eventualmente Inujima será un museo/pueblo con más casas por Seyima exhibiendo obras.

Aunque la isla de Teshima es mucho mayor en extensión que Inujima, esta solo tiene un Museo (también tiene pequeñas galerías e instalaciones). El Teshima Art Museum es difícil de describir como un museo ya que solo alberga una obra por la artista Rei Naito.

Pero esta única obra es suficiente para pasar horas dentro del espacio diseñado por Ryue Nishizawa, contraparte de Kazuyo Sejima en SANAA.

La obra es una instalación donde gotas de agua brotan de diferentes puntos del suelo, se acumulan y recorren el museo por si solas.

El espacio diseñado especialmente para esta instalación utiliza la forma orgánica de una gota de agua para convertirse en una burbuja de concreto blanco en medio de los campos de arroz de la isla.

Esta estructura tiene dos aperturas por las cuales entra la luz al interior, creando un ambiente de otro planeta. Me perdí en este espacio por más de una hora viendo las gotas pasar y apreciando el espacio. La pequeña tienda/cafetería es igual de impresionante.

Naoshima y el proyecto de arte de Setouchi tal vez no sean el destino numero uno en Japón, pero definitivamente fueron uno de mis viajes favoritos en los 8 meses que estuve en el país. Nunca había vivido una experiencia similar donde el arte, la arquitectura y la naturaleza estuvieran tan bien integrados para crear una zona privilegiada en el mundo.

Más info:
www.benesse-artsite.jp/en

*Con esto concluye la serie Naoshima y el mar Seto: arquitectura, arte y naturaleza en Japón. Vean aquí la primera y segunda parte.

Comparte este artículo:

Publicidad

Reciente

Relacionado

Tienes algo que decir de: "Naoshima y el mar Seto: arquitectura, arte y naturaleza en Japón Parte 3"

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

    Sé el primero en comentar.